viernes, 6 de febrero de 2015

Whiplash Música y Obsesión ****

(Whiplash, EUA 2014) Clasificación México ´B´/ EUA ´R´
Calificaciones: ****Excelente ***Buena **Regular *Mala
Ah, la arrogancia… ese convencimiento de que somos superiores a los demás. Y, qué curioso, el arrogante también se siente superior por ser capaz de reconocerse, precisamente, como superior. Ese es uno de los temas de Whiplash, primer largometraje del joven director Damien Chazelle, que explora la relación entre dos arrogantes genios musicales.

Andrew Neyman es un estudiante de batería de jazz, en una prestigiada escuela de música de Nueva York. Su mayor aspiración es formar parte de la orquesta del profesor Terrence Fletcher, al mismo tiempo admirado y temido por sus alumnos. Para lograr su fin, Andrew practica los tambores diariamente, durante horas. Por fin, un día el profesor Fletcher lo escucha y lo invita a asistir a una de sus clases. Desde el primer minuto son notorios el miedo y el respeto que Fletcher infunde en sus estudiantes. Pero Neyman se siente confiado en que sus dones le asegurarán su lugar en la orquesta. Y así parece en la primera sesión, donde Fletcher platica amablemente con él y le pide que simplemente se divierta mientras toca. De pronto, lo aborda violentamente, frente a todo el grupo, cuestionándole en forma por demás humillante por sus errores al tocar la pieza que ensayan.

Comienza entonces el martirio de Neyman, bajo el estilo de enseñanza de Fletcher que, prácticamente con látigo en mano, lleva a sus estudiantes al límite de sus capacidades físicas y sicológicas, para conseguir la perfección en su orquesta. La historia, escrita por el propio Chazelle, es sencilla: la relación maestro-alumno donde los dos dependen (o creen que dependen) uno del otro, para demostrar su genialidad artística, en el caso del alumno, y en el caso del maestro, el genio para descubrir y formar grandes músicos.

El director Chazelle decide montar las escenas de los ensayos y actuaciones de los músicos de la forma más directa posible: vemos al actor Miles Teller, que interpreta a Andrew, tocar la batería frente a nosotros, sin cortes frecuentes a las manos, lo que delataría que hubo un doble para esas escenas. El trabajo de Teller en los tambores es tan real como las emociones que le imprime a su personaje, dedicado en cuerpo y alma a las órdenes de su profesor. Por el lado del maestro Fletcher, tenemos a J.K. Simmons (tal vez mejor recordado por su papel J.J. Jameson, editor del periódico donde trabaja Peter Parker en la primera trilogía del Hombre-Araña), creando una monstruosa combinación de bondad y genuino interés en sus alumnos, con la tiranía propia de quien se sabe único e indispensable creador de prodigios.

El título original en Inglés, “Whiplash” (“Latigazo”), se refiere a la pieza clásica de jazz que ensaya Andrew una y otra vez soportando, pues sí, los latigazos sicológicos de Fletcher. La música que escuchamos a lo largo de la cinta, que intercala “Whiplash” y el también clásico “Caravan”, sirven al director Cazelle y a su editor Tom Cross para imprimir un ritmo visual que nos transmite esa genialidad musical que sus protagonistas sienten en sí mismos. Todo el sufrimiento de Andrew nos provoca escalofríos, pero al mismo tiempo no podemos dejar de ver al monstruo de Fletcher y recibimos nuestra recompensa: el éxtasis de atestiguar el choque de dos grandes.

2 comentarios:

José Antonio Gaitan Richkarday dijo...

Por que esta película y Birdman duran tan poco en cines? (A mi parecer). Están nominadas en los Óscares! Los premios a la popularidad de Hollywood! Que irónico, viendo que la única película de la que oía hablar era Interestelar, y esa esta nominada a premios que el publico ignora o piensa que son menos (Música, diseño de producción, efectos visuales). También encuentro curioso que 2 grandes concursantes de los Óscares en los últimos años fueron de cineastas mexicanos, es como si México tuviera un futuro cinematográfico para el publico general.
P.D. ¿Por qué Nightcrawler (Primicia Mortal para nosotros) solo tiene nominación a mejor guión?
P.D. de la P.D. ¿Por qué solo tomar 8 de las posibles 10 nominaciones para mejores peliculas?
P.D. de la P.D. de la P.D. Necesitamos mas y mejores comedias, en especial parodias, por que con lo que tenemos no la libramos.
Perdon por el tamaño
-Pepe

Joel Meza dijo...

Bueno, Whiplash va en su segunda semana en este momento en Mexicali y Birdman duró, si mal no recuerdo, tres semanas en cartelera el año pasado.
Pero sí hay otras que o duran una semana solamente o de plano no las traen, ni siquiera en disco.

¿México tendrá un futuro cinematográfico para el público en general? Recuerda que aunque Cuarón y G. Iñárritu son mexicanos, sus carreras y sus películas las han hecho en los Estados Unidos, Inglaterra o España. Más bien son productos de esas industrias (además de que en México la industria fílmica no existe desde hace décadas, lamentablemente).
P.D. No ví Nightcrawler pero tengo entendido que es muy buena por varias razones. Otra más de las grandes omisiones de la Academia gringa, supongo.
P.D. de la P.D. Pienso lo mismo. Deberían siempre usar las diez nominaciones.
P.D. de la P.D. de la P.D. Concuerdo. Nunca está de más una película que haga reír de principio a fin.